Moda sostenible y educación ambiental, van cogidos de la mano

La moda sostenible y la educación ambiental pueden parecer dos mundos muy alejados, pero en realidad no lo están tanto. Una gran mayoría de la gente ve la moda como algo lejano, artificial e incluso al alcance de algunos pocos. Un mundo superficial, en el que se da valor a ciertos aspectos que no tienen nada que ver con nuestro día a día.

La educación ambiental, por otro lado, es conocida y/o practicada por mucha menos gente. Se trata de una disciplina que aunque se lleva trabajando desde las sociedades antiguas no tuvo un amplio reconocimiento hasta los años 70.

En este post no os queremos hablar en profundidad de una ni de otra, sino mostraros el vínculo que existe entre ambas.

Nuestra intención es poder demostrar la estrecha línea que existe entre la moda sostenible y la educación ambiental. Porque el vestir en consonancia con el planeta y las personas se puede enseñar desde la infancia.

educacion_ambiental

Fuente de la imagen

Cada vez que compramos ropa estamos llevando a cabo un acto que tiene mucha más importancia de la que nos imaginamos. Muchas veces compramos por impulso y en la mejor de las ocasiones, por necesidad. Pero estaría bien que diéramos un paso más. Os lo vamos a contar.

Imaginaros que necesitáis un jersey para vuestra hija o hijo. Vuestros pasos a seguir seguramente serán ir a la tienda más cercana o más barata, donde escogeréis el jersey que mejor se adapte a vuestras necesidades en ese momento. Pasáis por caja y llegáis a casa con el objetivo cumplido.

Ahora os pedimos que deis un paso más. Retroceder hasta el momento en el que os estáis acercando a la tienda. ¿Conocéis qué marcas hay en esa tienda o la moda que promueve? ¿Sabéis qué tipo de tejidos encontraréis? ¿Dónde se produce la ropa? Suponed que no tenemos una respuesta a estas preguntas.

Vale. Ahora imaginaros que váis con vuestro hijo o hija a la tienda y os empieza a hacer preguntas. ¿El jersey que me vas a comprar es de algodón, de lana o de polyester? ¿Le sabríais responder? Seguramente sólo pensábais en un jersey que le abrigue. ¿De dónde sale el algodón? ¿Y la lana? Respuestas relativamente fáciles. ¿Y el polyester? Ups. Aquí la cosa empieza a complicarse.

collage_FRD

Imagen elaborada por nosotros a través de los recursos de Fashion Revolution

Y siguen las preguntas. ¿Dónde se ha fabricado el jersey? Ya te empieza a incomodar y te arrepientes de que te haya acompañado. Pero como buen padre o madre, decides mirar la etiqueta del jersey que habéis escogido y pone ‘Made in China’.

Si, si. Continúan las preguntas. ¿Y por qué no lo han hecho aquí? E intentas buscar la mejor respuesta, aunque no la encuentras. Lo que sí sabes es que por eso es más barato.

Una más. ¿Y por qué es más barato si lo hacen en China? Ahora empieza cuando tienes que explicarle que la mano de obra de allí es más barata. Aunque se te hace complicado justificarlo con valores que tú, como madre o padre, le quieres transmitir.

No le puedes contar que allí la gente trabaja muchas más horas al día que tú. Que apenas paran para comer. E incluso que es posible que lo haya hecho un niño o niña como él.

comercio_local

El jersey empieza a quemarte en las manos, en sentido figurado, claro! Así que decides salir de la tienda sin comprarlo. Bien! Y piensas que has actuado en consecuencia, mientras le dices que buscaréis una tienda en la que sepáis que la ropa se ha producido bajo condiciones justas. Enhorabuena. No te resultará fácil la búsqueda, pero lo estás haciendo como parte de la educación de tu hij@.

Y si estás dispuesto/a, la cosa no acaba aquí. Imagínate que tu hijo/a quiere un jersey de color morado. Y de repente te viene a la mente un vídeo que te envió ayer un amigo sobre la campaña DETOX de Greenpeace. Como la legislación ambiental en algunos países no existe, o es prácticamente inexistente, algunos ríos se tiñen de los colores de la próxima temporada, cuando las industrias abren sus compuertas y dejan ir el agua sin ninguna depuración ni tratamiento previos.

Otra razón más para saber dónde se ha producido el jersey. Porque no sólo mueren la fauna y flora de esos ríos, sinó que una parte de la población se baña y juega en esas aguas teñidas. ¿Cómo podrías justificarle a tu hija/o que su jersey contamina de esta manera?

Detrás de cada compra, existe una larga historia. Busquemos las bonitas historias que hay detrás de la ropa. Se trata de pensar tan sólo un minuto antes de pasar por caja y así, de paso, educas a tus hijos a través de la ropa que visten.

¿Qué te ha parecido este post? ¡Esperamos tus comentarios!

 

Y si te pica la curiosidad y quieres saber más, te enlazamos a los recursos educativos de la iniciativa Fashion Revolution: http://fashionrevolution.org/get-involved/education/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s